La distribución de energía eléctrica de hoy y del mañana

La distribución de energía eléctrica de hoy y del mañana  

La irrupción de la generación distribuida o el creciente proceso de empoderamiento del consumidor están ocasionando la necesidad de revisar el papel de las empresas de distribución (DSOs). De ser agentes pasivos, los DSO deberán pasar a ser un operador de la red cada vez más activo a nivel local, viéndose obligados a adaptar sus modelos de negocio tradicionales y a enfrentarse a los cambios asociados a la evolución tecnológica y al tratamiento masivo de la información procedente de la implementación de contadores inteligentes. El reciente estudio “Electric Power Distribution in the World: Today and Tomorrow”, elaborado por la Universidad Cambridge, nos muestra una fotografía del estado actual de los sistemas de distribución eléctrica en 175 países y presenta algunas de las propuestas e ideas sobre la estructura y funcionamiento de los DSO en el futuro.

Inmersos en un proceso de transición energética, en el que la participación más activa del consumidor en el mercado de electricidad está ganando terreno progresivamente, es necesario replantearse el papel de las empresas distribuidoras de electricidad dando respuesta a los nuevos retos a los que deben enfrentarse. Sin lugar a dudas, estas empresas deberán jugar un papel clave como operadores de la red de distribución (DSOs). En este sentido, la aparición de nuevos agentes que participan en el sistema utilizando las redes eléctricas está dando lugar a una mayor complejidad en la operación de la red en la que los DSOs, orientados cada vez más a ser un operador de la red más activo a nivel local, se verán obligados a adaptar sus modelos de negocio tradicionales y a enfrentarse a los cambios asociados a la evolución tecnológica y al tratamiento masivo de la información procedente de la implementación de contadores inteligentes.

En este contexto, el reciente estudio "Electric Power Distribution in the World: Today and Tomorrow” elaborado por los profesores Küfeoglu, Pollitt y Anaya del Cambridge Energy Policy Research Group aporta una revisión en profundidad de los sistemas de distribución eléctrica a nivel global – se analizan 175 países - analizado sus principales características, su estructura legal, el tipo de propiedad hasta el voltaje de distribución, la frecuencia de la energía eléctrica o el peso que tiene la generación de electricidad procedente de fuentes de energía renovables conectadas a sus redes de media y baja tensión. El estudio no se limita exclusivamente a realizar una radiografía de la situación actual de las empresas distribuidas, sino que va un paso más allá y nos presenta los principales los cambios que pueden generar la adopción de medidores inteligentes y la administración de datos en sus modelos actuales de negocio.

En la actualidad, a nivel mundial, se observan significantes diferencias geográficas entre los distintos DSOs. Diferencias que originan, por ejemplo, que los temas de debate no tengan por qué ser coincidentes. Por un lado, aspectos como la gestión de datos, los nuevos modelos de negocio y las discusiones de separación de la propiedad centran actualmente la discusión en Europa o Estados Unidos. Sin embargo, en África y algunas otras partes del mundo, el acceso a la electricidad sigue siendo un problema grave en el que las empresas integradas verticalmente de propiedad pública están, aún, ampliamente presentes.

El estudio pone de manifiesto que apostar por un único modelo de DSO a nivel mundial podría llegar a ser inadecuado debido a las elevadas desigualdades territoriales y enfatiza la necesidad de promover múltiples soluciones para distintas regiones prestando especial atención a las condiciones locales de cada una. Soluciones que deben dar respuesta asimismo a los retos del futuro. En concreto, cómo garantizar un papel más activo en coordinación con los operadores de la red de transporte en la operación del sistema, la idoneidad de que se conviertan en los gestores de plataformas de mercado responsables de la prestación de determinados servicios de flexibilidad o la gestión de los datos que las redes y los contadores inteligentes ponen a su disposición, son cuestiones a tener en cuenta en la definición e implementación de las empresas de distribución del futuro.

201 Modificado por última vez en Miércoles, 03 Octubre 2018 08:19