Movilizando la innovación y las políticas que respaldan la transición hacia la sostenibilidad

Movilizando la innovación y las políticas que respaldan la transición hacia la sostenibilidad  

Los exigentes compromisos ambientales y energéticos establecidos por la Unión Europea de aquí a 2030 requieren de grandes cambios en la tecnología, la estructura económica, la gobernanza y en la forma de vida de los propios europeos. Históricamente, cambios de elevada envergadura en los patrones tanto de consumo como de producción han tardado muchos años en poderse desarrollar. No obstante, la urgencia de una transición hacia un modelo económico sostenible y competitivo demanda una agilización de los tiempos de desarrollo para evitar daños mayores a nuestro planeta. Ante este escenario, el estudio Mission (im)possible? Mobilizing innovation – and policies supporting it – in the transition to sustainability elaborado por el investigador Jan Fagerberg del Centre for Technology, Innovation and Culture de la Universidad de Oslo analiza en qué casos se puede acelerar el proceso de transición hacia la sostenibilidad.

A través de un amplio análisis de tres casos particulares de la Unión Europea, el informe se centra particularmente en los actores que participaron en estos procesos, cómo se formaron los esquemas de políticas que respaldan estos desarrollos y cuáles fueron sus impactos. Los casos sometidos a análisis son: la irrupción de la energía eólica en Dinamarca, la transición energética alemana (Energiewende) y la introducción de coches eléctricos en Noruega. 

Jan Fagerberg, autor de estudio, resalta que, en los tres países, la fuerza impulsora inicial de estos procesos sostenibles no fueron los encargados de formular políticas públicas a nivel nacional, sino movimientos populares compuestos por ciudadanos interesados, grupos de presión ambientales, entusiastas de la tecnología y pequeños empresarios, unidos por un interés común en mejorar las condiciones de sus respectivos territorios. Tal y como manifiesta el informe, este hecho demuestra que hoy en día los usuarios tienen mucho más conocimiento y recursos y, por consiguiente, su participación activa es esencial para que una innovación exitosa acabe facilitando la transición sostenible.

En particular, el estudio indica que es vital aprovechar las oportunidades que ofrece la revolución de las energías renovables e involucrar activamente a los usuarios ya existentes (y captar nuevos), ya que de esta manera será posible que los responsables políticos fomenten la innovación verde, creen nuevos empleos y aceleren significativamente la transición. 

104 Modificado por última vez en Lunes, 04 Noviembre 2019 12:39