13-10-2014

Nuevo informe estratégico de Funseam: Principales conclusiones del WORLD ENERGY OUTLOOK 2013  

La Fundación para la Sostenibilidad Energética y Ambiental FUNSEAM, presenta en el mes de octubre un nuevo informe estratégico.

Este informe FUNSEAM es realizado por Mariano Marzo, catedrático de Estratigrafía y profesor de Recursos Energéticos y Geología del Petróleo en la Facultad de Geología de la Universidad de Barcelona. Miembro de la “Reial Acadèmia de Ciències i Arts de Barcelona” y miembro de la Junta Directiva y del Comité Académico del Club Español de la Energía.

De acuerdo al autor, con la vista puesta en el horizonte 2035, el WEO examina las implicaciones derivadas de diferentes escenarios, tanto en materia energética como en el tema del cambio climático, proporcionando datos que pueden ayudar a las autoridades, la industria y otras partes interesadas a tomar decisiones adecuadas en un mundo energético que está cambiando de manera acelerada. 

Y destaca las siguientes conclusiones:

1) El centro de gravedad de la demanda energética está virando de forma espectacular hacia las economías emergentes.

2) La relación entre economía y energía está llamada a adquirir especial relevancia en el futuro por los altos precios del petróleo, las persistentes diferencias entre regiones en los precios del gas y la electricidad, así como por las crecientes facturas que muchos países tendrán que soportar en concepto de importaciones energéticas.

3) Las grandes diferencias existentes en los precios regionales de la energía están propiciado un intenso debate sobre el papel de ésta a la hora de impulsar o frustrar el crecimiento económico.

4) Las variaciones regionales en el precio de la energía afectarán la competitividad, influenciando las decisiones inversoras y las estrategias corporativas.

5) Los países pueden amortiguar el impacto de los altos precios promoviendo unos mercados energéticos más eficientes, competitivos e interconectados. Además, las diferencias de costes entre los diferentes mercados regionales del gas podrían reducirse mediante una rápida transición hacia un mercado global del gas natural.

6) El impulso a la eficiencia se está afianzando en muchas partes del mundo, lo que reportará beneficios que irán más allá de las mejoras en competitividad en la industria.

7) Globalmente, durante el periodo 2012-2035, los combustibles fósiles (carbón, petróleo y gas natural) continuarán siendo las principales fuentes de energía primaria, con las implicaciones que ello conlleva sobre el medio ambiente y el cambio climático.

8) Reforzar la competitividad económica no significa disminuir los esfuerzos en la lucha contra el cambio climático.

9) La capacidad de los avances tecnológicos para aprovechar nuevos tipos de recursos como el petróleo ligero de rocas compactas (light tight oil o LTO), así como para emprender la explotación de campos en aguas ultra-profundas y de mejorar los porcentajes de recuperación en los yacimientos maduros, está haciendo aumentar las estimaciones de recursos recuperables de petróleo.

10) Oriente Medio, la única gran fuente de petróleo barato seguirá jugando un papel clave en el suministro global a largo plazo.

11) La necesidad de compensar el declino de la producción en los campos actualmente en explotación es la principal impulsora de la inversión en el sector de exploración y producción hasta 2035.

12) Movilidad y petroquímica mantienen la demanda de petroleó al alza hasta 2035, aunque el ritmo de crecimiento se ralentiza.

13) A escala global, las refinerías deben afrontar importantes cambios en la composición de la oferta de petróleo y de la demanda de productos derivados, lo que supone una serie de desafíos cada vez más complejos y no todas las refinerías están bien preparadas al respecto.

14) La nueva geografía de la oferta y de la demanda comporta una reorientación del flujo comercial de petróleo hacia los mercados asiáticos, lo que implicará nuevos esfuerzos de cooperación internacional para garantizar la seguridad de suministro.

15) Las energías renovables representarán casi la mitad del aumento global de la producción de electricidad entre 2012 y 2035, con la eólica y la solar fotovoltaica contabilizando el 45% de dicha expansión.

16) El carbón seguirá siendo en muchas regiones una opción más barata que el gas natural para la generación de electricidad, aunque las decisiones políticas para mejorar la eficiencia, disminuir la polución del aire y mitigar el cambio climático, resultaran fundamentales para determinar las perspectivas a largo plazo.

17) Las condiciones del mercado del gas natural varían regionalmente de forma notable, pero la flexibilidad y beneficios ambientales de este hidrocarburo en comparación con otros combustibles fósiles auguran un incremento de su uso a largo plazo.

18) Brasil se prepara para convertirse un gran exportador de petróleo y un líder global en la producción de energía.

19) Los recursos energéticos de Brasil, abundantes y diversos, sustentaran un aumento del 80% del consumo energético, incluyendo el logro del acceso universal a la electricidad.

20) A pesar de la gran disponibilidad y uso de combustibles fósiles, el sector energético brasileño será uno de los menos intensivos en carbono del mundo.
 

Puede descargar el informe aquí

1668 Modificado por última vez en Lunes, 13 Octubre 2014 09:55